municipalidad

“Vamos a esperar una comunicación del Poder Ejecutivo que todos deseamos, de no ser así para el miércoles aproximadamente estaremos llamando a una asamblea y posiblemente esta semana será una semana crucial porque regresaría nuestro secretario general, Miguel Agüero, por lo que él en persona va a estar definiendo los pasos a seguir y las medidas a adoptar”.
La frase corresponde a Pablo Hernández, subsecretario gremial del Sindicato de Trabajadores Municipales de Bahía Blanca (STMBB), luego de que la semana pasada se llevara a cabo un cese de actividades por 48 horas con movilización desde la sede gremial hacia el Palacio Municipal, en virtud de reclamos de “mejoras de condiciones básicas de trabajo”.
“Estos últimos meses han sido bastante angustiante. Todos los compañeros estamos en pie de lucha y en cuanto a la jornada de paro ha sido altamente exitosa y estamos a la espera que el departamento ejecutivo se comunique con nosotros para ver si se puede llegar a un acuerdo con respecto a la realidad de todos nosotros”, sostuvo Hernández.
Al respecto, aseguró que “el Ejecutivo no está dando muestra de un acercamiento ni está manifestando su intención de querer dialogar, que es lo que nosotros estamos pidiendo de manera reiterada. Queremos pensar que estamos más cerca pero la realidad de los hechos nos demuestran que no. Estamos frente a un Ejecutivo insensible, estamos frente a funcionarios que desconocen la realidad del trabajador municipal, estamos frente a autoridades que no se sensibilizan con la realidad de los trabajadores y las necesidad básicas que se requiere para llevar una labor acorde y estamos cansados de repetir uno a uno pormenorizadamente los reclamos que tenemos para con los compañeros municipales”.
El dirigente gremial señaló que “la mayoría de los reclamos que hacemos dan vergüenza aunque es muy importante que los recordemos”.
“Pedimos camperas de abrigo, condiciones mínimas como que las paredes no nos den electricidad, que las delegaciones tengan gas natural y que no tengan pérdidas, aunque en este caso no solamente en las delegaciones porque como es de público conocimiento en el Palacio Municipal han cortado el gas porque no supera la prueba de hermeticidad; estamos pidiendo que los rodados arranquen, que no se caigan los guardabarros, que estén aprobados con la VTV correspondiente, tal como nuestros compañeros de la Guardia Urbana cuando tienen que salir a la calle a pedir a la ciudadanía la VTV, como mínimo creemos que debemos dar el ejemplo en tal sentido y es el Ejecutivo el que tiene que responder y hacerse responsable de estas cuestiones”, detalló.
También sostuvo que el gobierno tiene “una gran insensibilidad y es el primero que se mete con el bolsillo del gobernador”.
“Es el primer intendente que no escucha a los trabajadores ni se reúne con ellos. En Bahía Blanca siempre tuvimos experiencia de diálogo con los distintos intendentes que pasaron en la ciudad, aunque este en particular es un intendente que está alejado de la gente y de sus compañeros de trabajo porque el intendente también lo es. Esta falta de acercamiento no lo entendemos y pareciera que no fuera importante para toda la plana ejecutiva”, criticó.
Sobre el accionar para los próximos días, Hernández dijo que “los trabajadores municipales continuamos en estado de alerta y si Dios quiere estamos a la espera de una comunicación por parte del Ejecutivo y si esto no sucede seguramente llevemos a cabo una asamblea durante la semana y allí, tal como pasó en la anterior, se tomarán las acciones y medidas necesarias para continuar con la lucha. Por supuesto que no descartamos en absoluto seguir con las medidas de fuerza y agudizarlas aún más”.
Sobre la posibilidad de un encuentro entre el intendente municipal Héctor Gay y Agüero, sostuvo que “no es un lineamiento orgánico ni sindical, sino una apreciación personal, por supuesto que mientras haya funcionarios como (César) Tomassi o (Fernando) Compagnoni que han dado muestras claras y evidentes que no quieren, ni pueden, ni saben dialogar con el trabajador municipal, creo que el responsable político principal de la ciudad que es el intendente Héctor Gay debiera comunicarse en persona en este caso con nuestro secretario general”.
Al mismo tiempo, sostuvo como “poco atinada” la expresión del jefe comunal en las redes sociales.
“Lo tomamos como una provocación, desacertada en tiempo y forma. Por el contrario, mientras esperábamos un gesto o acercamiento del intendente, escribe ese tweet provocador, cuestionando algo que ya ni hace falta desmentirlo. Creemos que es un intendente que está muy mal asesorado y con un equipo que no logra contener a él ni al conflicto. Por eso, él en persona, lejos de cualquier connotación política, debiera tomar el teléfono, llamarlo a nuestro secretario general y convocarlo a un diálogo frontal y honesto y llegar a un acuerdo”, señaló.
Y agregó que durante la movilización “esperábamos una comunicación e incluso no descartábamos que alguien se hiciera presente en la marcha, porque creo que deberían dar la cara. En definitiva son funcionarios vips, que superan los 360 mil pesos por mes y por una cuestión de responsabilidad deberían darla”.
“Nuestra ilusión es que esto tenga una pronta solución y quiero agradecer a todos los compañeros que acompañaron de forma tan masiva y contundente estas 48 horas de paro y la movilización”, cerró el subsecretario gremial.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here